Top de Copiapó Condena a 12 Años de Presidio a autor del Delito Reiterado de Abuso Sexual de Menor de 14 Años

El Tribunal de Juicio Oral en lo Penal de Copiapó condenó hoy –viernes 25 de febrero– a R.C.G.R. a la pena efectiva de 12 años de presidio, en calidad de autor del delito consumado y reiterado de abuso sexual de menor de 14 años de edad en contexto de violencia intrafamiliar. Ilícito cometido durante el primer semestre de 2018, en la localidad de Conay, comuna de Alto del Carmen.

 

En fallo unánime, el tribunal –integrado por los magistrados Mauricio Pizarro Díaz (presidente), Ingrid Cortés Zepeda y Alejandra Corvalán Helbig (redactora)– aplicó, además, R.C.G.R. las accesorias legales de inhabilitación absoluta perpetua para cargos y oficios públicos y derechos políticos y la inhabilitación absoluta para profesiones titulares mientras dure la condena; más el pago de las costas de la causa.

 

 

Asimismo, el tribunal decretó la interdicción del sentenciado del derecho de ejercer la guarda y ser oído como pariente en los casos que la ley designa; la sujeción a la vigilancia de la autoridad durante los 10 años siguientes al cumplimiento de la pena principal; la inhabilitación absoluta perpetua para cargos, empleos, oficios o profesiones ejercidos en ámbitos educacionales o que involucren una relación directa y habitual con personas menores de edad, y la prohibición de acercarse a la víctima, su domicilio, lugar de estudios, lugar de trabajo o cualquier otro donde se encuentre o visite, una vez que retome la libertad, por el término de dos años.

Una vez que el fallo quede ejecutoriado, el tribunal dispuso que se proceda a la toma de muestras biológicas al sentenciado para determinar su huella genética e inclusión en el registro nacional de ADN de condenados.

 

 

 

El tribunal dio por acreditado, más allá de toda duda razonable, que en un inmueble ubicado en la localidad de Conay, comuna de Alto del Carmen, R.C.G.R., en días y horarios no determinados del primer semestre de 2018, con ánimo lascivo, le realizó actos de significación sexual y de relevancia, consistentes en tocaciones indebidas al cuerpo de la víctima, su hija, cuando la bañaba o la menor dormía, aprovechando cuando se encontraba bajo su cuidado.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *